El Mercado de la Boquería: una visita imprescindible en Barcelona

Entrada del mercado de la Boquería

En Barcelona la gastronomía es uno de los rasgos esenciales, y algo que atrae millones de turistas de todas partes del mundo cada año. Una de las paradas indispensables que tienes que hacer si vas a la Ciudad Condal es El Mercado de La Boquería, también conocido como El Mercado de Sant Josep.

En todo viaje que planeamos nunca falta una tarde de picoteo de bar en bar o una noche de arreglarse e irse a cenar a un restaurante. Y es que este mercado municipal es mucho más que eso, ya que a lo largo de los años se ha convertido en un icono de la ciudad.

Y es que La Boquería es uno de los lugares que sin duda no te puedes perder. Ya sea por hacerse la típica foto de postureo, por disfrutar de uno de sus batidos naturales, o por comprar los productos más frescos de la zona. Situado en el corazón del Barrio Gótico, tanto residentes como visitantes acuden a este emblemático lugar para tomar algo o hacer sus compras diarias.

 

Historia

El mercado fue inaugurado oficialmente en 1840, aunque sus orígenes se remontan a 1217 cuando un grupo de payeses se instala en Barcelona para vender sus productos. Establecieron lo que hoy conocemos como mercadillo en la ciudad para librarse de pagar los impuestos por el transporte de las mercancías que ponían en venta. De esta forma y con el paso de los años, el lugar se convirtió en un punto concurrido que conocían como Pla de la Boquería.

Diariamente, los mercaderes de la zona y cercanías se establecían en una zona  de llanuras justo a las afueras de la antigua puerta del Mercat de Sant Josep. Entre 1586 y 1835 en este espacio se ubicaba el convento homónimo, en plena Rambla de Barcelona. Hasta que, a raíz de las protestas anticlericales de 1835, el edificio arde en llamas.

Una vez que el terreno fue expropiado y limpiado, se construyó una plaza sobre los restos del convento. Además se tomó la decisión de mover el mercado de forma temporal a ese lugar, aunque finalmente se convertiría en su emplazamiento definitivo.

En 1840, se comienzan las obras de construcción del techo, y en 1914 se instala su cubierta metálica. La última reforma del mercado ocurrió en el año 2000, más de un siglo después de su inauguración pública.

 

Turismo e importancia actual

Actualmente, La Boquería es el mercado más grande de Cataluña con más de 300 puestos diferentes donde se puede encontrar una enorme variedad de productos autóctonos y exóticos, provenientes principalmente del trópico. Además, funciona como una de las atracciones turísticas por excelencia de la Ciudad Condal y es una visita obligada si pisas la ciudad costera.

El mercado dispone de cientos de pequeños locales que ofrecen menús del día y degustaciones con los productos más frescos y deliciosos de su inventario. Es mundialmente famoso por sus smoothies y zumos naturales y por las fantásticas fotos que te puedes hacer aquí para tus perfiles en redes sociales.

haciendo fotos en el Mercado de la boquería

Además, la gama de colores, la diversidad de olores, la variedad de productos, la mezcla de culturas, y el gran número de vendedores y puestos hacen de los paseos por sus laberínticos pasillos una experiencia inolvidable.

 

De La Boquería a tu paladar

Es importante mencionar que El Mercado de San Jose es el principal proveedor de alimentos para los restaurantes de Barcelona, además de ser el lugar preferido de muchos barceloneses para hacer sus compras o ir a tomar algo con los amigos.

Con todo esto queremos decir es que sin importar cuándo te plantees visitar Barcelona, si paseas, haces un tour o sigues alguna de nuestras guías, acabarás aquí en La Boquería de una forma u otra, así que no te intentes resistir.

Y, por último, ¿sabías que en 2005 el Congreso Mundial de Whasington otorgó el premio de Mejor Mercado del Mundo a La Boquería? 

No mentimos cuando te prometemos que este mercado es un lugar especial, es el alma de la Ciudad Condal. Ahora solo queda que te animes a visitar Barcelona y que conozcas este emblemático lugar que da tanto de qué hablar a quienes lo visitan. En caso de que necesites una lista de motivos para hacerlo en este artículo te los damos.

Dirección: La Rambla, 91

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *